Sanidad de las solanáceas con énfasis en el cultivo y almacenamiento del tomate

En el artículo «Sanidad de las solanáceas con énfasis en el cultivo y almacenamiento del tomate», sus autores, Juan Antonio Martínez y María Ángeles Parra, analizan las principales plagas y enfermedades del tomate durante su cultivo y poscosecha (hongos, bacterias, virus, nematodos y enfermedades fisiogénicas)

 

Disponible en Biblioteca Horticultura, noviembre 2019. 84 pp

 

Después de la patata, el tomate es la hortaliza más cultivada y consumida en el mundo, tanto en fresco como procesada. Ha pasado de 48 millones de toneladas en 1978, a 89 millones en 1998, 124 millones en 2006 y en el 2016 se ha cifrado en algo más de 233 millones. En España, el tomate y el pimiento ocupan más del 75% de la superficie cultivada de hortalizas en invernadero. Se localiza principalmente en la zona peninsular más árida, en las provincias de Murcia, Almería, Sur de Alicante y Granada, aprovechando la estabilidad de clima otoño-invierno y la alta luminosidad.

En el artículo «Sanidad de las solanáceas con énfasis en el cultivo y almacenamiento del tomate«, los investigadores Juan Antonio Martínez y María Ángeles Parra del Grupo de Protección de Cultivos de la Universidad Politécnica de Cartagena (UPCT) analizan las principales plagas y enfermedades del tomate durante su cultivo y poscosecha (hongos, bacterias, virus, nematodos y enfermedades fisiogénicas).

Mallas para obtener más producción y calidad en el cultivo del tomate
Con más de 50 años de experiencia, ARRIGONI es líder europeo en la fabricación de redes y tejidos especialmente diseñados para aplicaciones agrícolas. Los agrotextiles de Arrigoni destacan por su excelente calidad y durabilidad. En el cultivo de solanáceas, permiten:
– Protejer frente pájaros y granizo
– Protejer frente al sol
– Cubrir el suelo
– Favorecer la polinización
– Mallas anti-insectos
– Pantallas para mejorar el microclima al aire libre

Control integrado de enfermedades
MASSÓ es líder en el desarrollo de nuevos nutrientes para vegetales y fitosanitarios (materias activas y formulados), principalmente en los principales mercados del sur de Europa, países del área mediterránea, Oriente Medio y Sudamérica.

PRESTOP® es el biofungicida de Massó que se presenta como la alternativa al control químico de enfermedades como Botrytis o Mycosphaerella. Contiene el hongo Gliocladium catenulatum que actúa por hiperparasitismo (produce enzimas de lisis), coloniza las raíces y compite por el espacio y los nutrientes con los hongos patógenos. Aplicado preventivamente, G. catenulatum coloniza de forma rápida las rizosfera y el follaje, evitando el establecimiento de otros hongos.

 

Accede al documento «Sanidad de las Solanáceas con énfasis en el cultivo y almacenamiento del tomate»

Productos

Informaciones relacionadas